Santo Domingo, ago 10 (SF).- El juez de Atención Permanente de la provincia Santo Domingo impuso un año de prisión preventiva al suspendido sacerdote acusado de ultimar a un adolescente de 16 años, en la comunidad El Torito, Santo Domingo Norte.

El abogado del sacerdote, Benito Medina, dijo que el tribunal acogió el pedido del Ministerio Público, aunque la defensa pidió otro tipo de medida cautelar que no fuera prisión para el suspendido sacerdote Elvis Taveras. El tribunal entendió que podría cumplirlo en la cárcel Najayo.

“El proceso apenas comienza y por la magnitud del hecho se le conoce medida de coerción, la presentación de las pruebas vendrán más adelante, en la segunda fase del proceso”, informó.

De su lado, la fiscal de la Provincia Santo Domingo, Olga Diná Llavería, dijo que Ministerio Público encontró pruebas suficientes contra el suspendido sacerdote, pero que continúan con las investigaciones porque “en investigación, nada puede descartarse.

Comenta con tu Facebook

commentarios