Escocia, feb 22 (SF).- Empresas de varios países vienen implementando diversas medidas con el objetivo de mantener felices a sus empleados y así lograr en ellos un mejor rendimiento. En Escocia, por ejemplo, la compañía cervecera BrewDog ofrece una semana de vacaciones pagadas a quienes decidan adoptar un perro recién nacido o rescatado de la calle.

[quote_box_center]BrewDog se dedica a fabricar cervezas artesanales. Recientemente inauguró una sucursal en Ohio, Estados Unidos, sin embargo, la noticia no fue la apertura del nuevo establecimiento. Lo que llamó la atención fue la decisión de la empresa de replicar el mismo método que usa en su sede de Escocia, la cual demuestra el amor y la preocupación de la cervecera por los animales.[/quote_box_center]

[quote_box_center]Transcurrido el periodo de permiso pagado, los empleados de BrewDog pueden llevar a sus nuevos amigos de cuatro patas a la oficina para que no tengan que preocuparse de dejarlos solos en casa.[/quote_box_center]

Las resoluciones forman parte del programa “Puppy parental leave”. Según los dueños de BrewDog, la iniciativa responde a que los cachorros, al igual que los bebés, necesitan adaptarse al nuevo hogar en el que se encuentran y conocer a cada miembro de la nueva familia.

Comenta con tu Facebook

commentarios