Agencias, jul 14 (SF).- Bomberos emplazados en Walt Disney World de Orlando recibieron advertencias de que dejaran de alimentar a caimanes en una de las estaciones contra incendios del parque de recreación, dos meses antes de que uno de esos reptiles matara a un niño pequeño.

[quote_box_center]Según correos electrónicos obtenidos por el periódico Orlando Sentinel, Servicios de Emergencia de Reedy Creek amonestó a bomberos por alimentar al menos a uno de dos caimanes en una estación ubicada a menos de 800 metros de Seven Seas Lagoon, donde el niño de 2 años, Lane Graves, fue arrastrado por un caimán al agua, ocasionando su muerte.[/quote_box_center]

Un correo electrónico decía que empleados estaban temerosos después de que fue visto un caimán cerca del estacionamiento y solicitaron a funcionarios que fuera retirado.

[quote_box_center]John Classe, administrador del distrito Reedy Creek, dijo que se contactó al departamento de control animal de Disney, pero agregó que no sabía si alguno de los caimanes fue retirado.[/quote_box_center]

Una vocera de Disney dijo el miércoles que no estaba claro si el caimán había sido retirado.

Comenta con tu Facebook

commentarios