Washington, abr 14 (SF).-  Aviones militares rusos realizaron una serie de pases «cercanamente peligrosos» a un destructor estadounidense en el mar Báltico, simulando ataques, según confirmaron la Casa Blanca y el ejército estadounidense.

[pull_quote_center]»Tenemos fuertes preocupaciones sobre las maniobras arriesgadas y no profesionales de los aviones rusos», dijo el Comando Europeo de Estados Unidos.[/pull_quote_center]

Pero el ministerio de Defensa ruso dijo que sus aviones SU-24 conducían vuelos de prueba y para contestar las críticas sobre la maniobras, afirmó que solo observan el destructor USS Donald Cook y luego se retiraron «en cumplimiento de todas las medidas de seguridad».

[quote_box_center]El primero de dos incidentes, que los funcionarios estadounidenses consideraron “más agresivos que cualquier cosa vista en mucho tiempo”, sucedió el 11 de abril.[/quote_box_center]

Dos aviones caza rusos hicieron unos 20 pases cerca del USS Donald Cook, llegando a estar a 1.000 metros de distancia y solo 30 del altura lo suficiente para crear olas en el agua.

[quote_box_center]Al día siguiente, los aviones hicieron 11 simulaciones de ataque más, pasando a solo nueve metros por encima del Cook. En esa ocasión, los jets fueron acompañados por un helicóptero militar que tomó fotos del destructor estadounidense.[/quote_box_center]

El oficial, que habló con la condición de que se omitiera su nombre, describió las aeronaves como de “alas limpias”, lo que quiere decir que no llevaban armas visibles.

[pull_quote_center]En el momento de los incidentes, el Donald Cook estaba situado frente a las costas de Kaliningrado, un territorio ruso en la costa báltica ente Lituania y Polonia.[/pull_quote_center]

Los incidentes se producen en momentos de gran tensión entre Moscú y Washington sobre la participación de Rusia en los conflictos en el este de Ucrania y Siria.

Comenta con tu Facebook

commentarios