Agencias, abr 3 (SF).- Mikaila Ulmer, a sus tan solo 11 años, a base de constancia así como enormes esperanzas y fe en su trabajo, comenzó vendiendo limonada casera en un pequeño puesto. Hoy en día, es un caso de emprendedurismo increíble.

[quote_box_center]La niña preparó su receta de limonada casera, heredada de su bisabuela, con una mezcla de menta, linaza y miel. Pues Mikaila, participó del conocido programa para empresarios de la ABC llamado «Shark Tank» y convenció a los magnates que conforman el jurado.[/quote_box_center]

limonada-contrato

Gracias a diversos apoyos, ha podido establecer su empresa de limonada casera.

[quote_box_center]Mikaila pensó en la idea de hacer limonada cuando ella tenía solo cuatro años de edad, cuando después de ser picada por una abeja dos veces, investigó por qué pican y se sintió intrigada por el rol de las abejas en el ecosistema.

La menor tomó parte en una competición local hasta que logró conseguirse de un lugar en “Shark Tank”. Desde entonces, ha llegado tan lejos, que logró presentar su producto a Barack Obama, como parte de una campaña de Google.

 

Además ha logrado ganar varios premios, incluyendo un premio de la Harvest Fundation Story Changer.

Comenta con tu Facebook

commentarios