Agencias, mar 11 (SF).- La Organización de las Naciones Unidas (ONU) denunció este viernes que en Sudán del Sur les permiten a los combatientes «violar a mujeres a modo de salario». Describiendo la situación de los derechos humanos en ese país en guerra como «una de las más horribles» del mundo.

[quote_left]Esta es «una de las situaciones más espantosas del mundo para los derechos humanos, con un uso masivo de las violaciones como instrumento de terror y arma de guerra», declaró el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad Al Hussein.[/quote_left]

«La escala y el tipo de violencias sexuales que son por lo general cometidas por las fuerzas gubernamentales del Ejército Popular de Liberación de Sudán y sus milicias afiliadas – son descritos con detalles terribles, al igual que la actitud casi casual pero calculada de aquellos que han masacrado a civiles, destruido bienes y medios de subsistencia», añadió el Alto Comisionado.

[pull_quote_center]Para la ONU, «los actores estatales tienen la mayor responsabilidad por la violencia cometida en 2015, dado el debilitamiento de las fuerzas de la oposición».[/pull_quote_center]

El informe señala que el gobierno lleva a cabo una «política de tierra quemada» y asegura que «según fuentes fiables, las autoridades permiten a grupos aliados violar a mujeres a modo de salario», siguiendo el principio de «hagan lo que puedan y tomen lo que quieran».

[quote_box_center]Además el informe contiene testimonios sobre civiles, incluyendo niños y discapacitados, que fueron asesinados, quemados vivos, asfixiados en contenedores, ejecutados, colgados en árboles o cortados en pedazos.[/quote_box_center]

Según Naciones Unidas, «la gran mayoría de muertos civiles no parecen ser víctimas de combates, sino de ataques deliberados contra civiles».

[quote_box_center]El Alto Comisionado pide la creación como prevé el acuerdo de paz firmado en agosto de 2015  de la «Corte híbrida», encargada de investigar y juzgar a los responsables de crímenes desde el inicio de la guerra civil. En caso contrario, recomienda que se presente el caso a la Corte Penal Internacional (CPI).[/quote_box_center]

En otro informe publicado el viernes, Amnistía Internacional denunció la muerte en octubre de 2015 en Sudán del Sur de 60 adultos y niños, a manos de soldados progubernamentales, que los dejaron morir asfixiados en un contenedor.

Comenta con tu Facebook

commentarios