Viena, feb 23 (SF).- El cantinero vienés Edin Mehic sufrió en carne propia el hecho de ser multado con 70 euros (77 dólares) tras eructar cerca de un policía cuando disfrutaba del panorama en el área del parque de diversiones Prater.

[pull_quote_center]El hombre, trabajador de un bar local, cargó en su página en Facebook la boleta que le dieron con la multa por una afrenta «a la decencia pública con un eructo resonante junto a un agente de policía».[/pull_quote_center]

Mehic, desde luego, no pudo hacer nada, y atribuye su mal fario por ese fuerte eructo involuntario a un kebab con demasiada cebolla.

[pull_quote_center]El vocero policial Roman Hahslinger confirmó el lunes que Mehic fue multado por su eructo ofensivo.[/pull_quote_center]

A pesar de que fue emitido a principios de este mes, el eructo sigue resonando, según indica, The Guardian, uno de los medios que ha seguido el caso.

El lunes, 118 personas dijeron que asistirán a un acto sorpresivo anunciado en Facebook y planeado para el sábado cerca de la escena de la contravención. Otros 298 manifestaron «interés» en el «Acto sorpresivo del eructo ruidoso».

Mehic se propone apelar.

Comenta con tu Facebook

commentarios