Agencias, feb 01 (SF).- El presidente de Francia,  François Hollande, instó hoy a su homólogo de Estados Unidos, Barack Obama, a «ir hasta el final» para acabar con ese «vestigio de la Guerra Fría» que es el embargo comercial sobre Cuba.

[quote_box_center]En una declaración a la prensa junto al líder cubano, Raúl Castro, tras haberse reunido con él en el Palacio del Elíseo, Hollande consideró que pese a los «progresos» realizados por Estados Unidos, todavía queda por «eliminar» el bloqueo.[/quote_box_center]

[pull_quote_center]»Obama, que ha hecho numerosos gestos, debe, como él mismo ha dicho, ir hasta el final y permitir que este vestigio de la Guerra Fría termine», dijo Hollande. Por su parte, Castro ha reivindicado “el nuevo lugar de Cuba en el mundo” tras la “fructífera” reunión.[/pull_quote_center]

Para Hollande, Francia «siempre ha estado convencida de la necesidad de levantar el embargo pese a las tensiones internacionales» y recordó que ése fue el mensaje que trasladó a las autoridades cubanas al viajar a ese país en mayo pasado.

[quote_box_center]Tras la intervención de Hollande, Castro, en visita de Estado a Francia hasta mañana, agradeció al presidente galo su mensaje contra el embargo y por ejercer un «papel de liderazgo» en las relaciones entre la isla y la Unión Europea (UE). «Francia es un importante socio para Cuba. Somos dos naciones con realidades históricas y culturales diferentes (…), pero nuestras relaciones son de amistad», expresó Castro.[/quote_box_center]

El líder cubano enfatizó que se ha abierto «una nueva etapa» en las relaciones económicas entre ambos países, especialmente tras el reciente acuerdo con el Club de París para reestructurar una deuda de 11.100 millones de dólares (de los cuales más de 4.000 millones correspondían a Francia) en cesación de pagos desde 1986.

[quote_box_center]Los acreedores condonaron el pasado 12 de diciembre 8.500 millones de dólares correspondientes a intereses y la isla se comprometió a pagar los 2.600 millones de dólares restantes en un plazo de 18 años.[/quote_box_center]

El líder comunista ha aprovechado para ratificar su deseo de “ampliar y diversificar las relaciones con Francia en todos los ámbitos”, comenzando por “una agenda económica bilateral”.

Comenta con tu Facebook

commentarios