Agencias, ene 22 (SF).- Tras un largo proceso judicial que le dio la vuelta al país por las circunstancias en que ocurrieron los crímenes, finalmente se conoció que el exoficial de la policía de Oklahoma City Daniel Holtzclaw fue hallado culpable de violación y asalto sexual a varias mujeres mientras estaba en servicio.

[quote_box_center]Un juez de EE.UU. condenó hoy a 263 años de cárcel a un expolicía de Oklahoma City (Oklahoma) por abusar sexualmente de varias mujeres negras y violar a cuatro de ellas mientras se encontraba de servicio.[/quote_box_center]

[quote_box_center]Durante el juicio, la Fiscalía acusó a Holtzclaw de haberse servido de su placa y uniforme para abusar de mujeres negras en uno de los barrios más pobres del estado, a las que paraba en controles de tráfico, las forzaba sexualmente y en algunos casos llegaba a violar.[/quote_box_center]

Después, el exagente de 29 años les prometía no presentar cargos contra ellas por consumo de estupefacientes a cambio de que no le denunciaran.

Durante el juicio, las 13 víctimas del expolicía describieron el devastador impacto que ha tenido en sus vidas los abusos sexuales, insultos y violenta intimidación del exagente.

[quote_box_center]Norman Merchant uno de los reporteros de la agencia de noticias Associated Press que llevó a cabo su propia investigación del caso, dijo este jueves a National Public Radio (NPR) que el oficial fue arrestado en 2014 «luego de que una mujer de unos 50 años decidiera denunciarlo».[/quote_box_center]

Holtzclaw la forzó a practicarle sexo oral. Una vez se supo públicamente del caso, otras mujeres decidieron hablar, específicamente más de 10, todas ellas atacadas en circunstancias similares: fueron detenidas por el policía mientras patrullaba.

[pull_quote_center]»La policía indica que Holtzclaw pudo abusar de las mujeres en vecindarios pobres habitados por minorías en el noreste de Oklahoma City», dijo Merchant.[/pull_quote_center]

Algunos de los abusos ocurrieron mientras las mujeres estaban esposadas.

El veredicto contra Holtzclaw llega después de que el Gobierno de EE.UU. haya examinado el uso excesivo de la fuerza dentro de varios departamentos de Policía del país, así como la existencia de posibles patrones racistas que podrían influir en el comportamiento de algunos agentes.

Comenta con tu Facebook

commentarios