Beijing, dic 23 (SF).- Un hombre de 21 años que había quedado enterrado entre los escombros tras el deslave del domingo en China, fue encontrado este miércoles con vida, luego de 67 horas, al quedar protegido por una puerta que le aplastó el pie pero le abrió suficiente espacio para respirar.

[pull_quote_center]Su nombre es Tian Zeming, un trabajador inmigrante de la región Chongqing, en el suroccidente de China.[/pull_quote_center]

Con voz débil Tian le dijo a los rescatistas que otra persona había quedado enterrada con él, dijeron las autoridades. Los rescatistas hallaron a la otra persona, pero ya había muerto.

Cortesía: AP
Cortesía: AP

[quote_box_center]Más de 70 personas siguen desaparecidas al colapsar una montaña de desechos y materiales de construcción al mediodía del domingo. En Shenzhen se fabrican todo tipo de productos para exportación mundial como por ejemplo teléfonos celulares y automóviles, y es un imán para gente de toda China que viene en busca de empleo.[/quote_box_center]

El vicealcalde Zhang Hu dijo en conferencia de prensa se han hallado cuatro cadáveres. Añadió que aunque ya han pasado 72 horas, los esfuerzos de rescate continuarán con 5.000 rescatistas.

[pull_quote_center]“Mientras quede un rayo de esperanza continuaremos”, dijo Zhang.[/pull_quote_center]

El director del hospital Wang Guangming dijo que Tian está en condición estable pero sumamente débil, deshidratado y con múltiples heridas y fracturas, según la agencia oficial de noticias Xinhua.

 

Comenta con tu Facebook

commentarios