Agencias, dic 14 (SF).- Un informe de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), revela que el aporte de las mujeres al trabajo mundial es de un 52 %, pero ganan un 24 % menos que los hombres y apenas ocupan el 25 % de los cargos administrativos y directivos.

El informe de Desarrollo Humano 2015 de Naciones Unidas, presentado en la capital de Etiopía, apuesta por la igualdad salarial, la regulación de licencias parentales dignas y el fin del acoso laboral para no excluir a las mujeres del trabajo remunerado, especialmente en Latinoamérica.

[pull_quote_center]“En la mayoría de los países de todas las regiones del planeta, las mujeres trabajan más que los hombres”, pero están en desventaja en ambos mundos laborales, el remunerado y no remunerado.[/pull_quote_center]

mujer-hombre

[quote_box_center]La mayor carga que las mujeres asumen en trabajos del hogar y de cuidados familiares respecto a los hombres representa un obstáculo que dificulta su acceso al mercado de trabajo remunerado.[/quote_box_center]

Según el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), las disparidades en el ámbito del trabajo no pagado entre ambos sexos tenderán a aumentar a medida que la población latinoamericana envejezca.

[quote_box_center]Las mujeres, quienes asumen en general la carga de cuidados familiares, realizarán cada vez más horas de trabajo sin cobrar ningún salario a cambio en América Latina con más frecuencia frente a otras zonas donde existe una buena cobertura de pensiones.[/quote_box_center]

Así, las mujeres de América Latina y el Caribe deberán hacer frente al «triple desafío» de trabajar fuera de casa, cuidar de sus propios hijos y, cada vez más, de los ancianos, subraya el informe.

[quote_box_center]Este año, el 72 % de los hombres en edad de trabajar (a partir de los 15 años, según el estudio) tenía un empleo, frente a solo el 47 % de las mujeres.[/quote_box_center]

El 59 % del trabajo pagado se realiza fuera del hogar, y en este campo, la proporción de hombres es casi el doble que el de las mujeres (38 % frente al 21 %).

La situación se invierte en el caso del trabajo no remunerado, que en su mayor parte se realiza dentro del hogar y abarca una gran variedad de labores de cuidado. En este campo, las mujeres representan el triple que los hombres, con un 31 % frente al 10 %.

[quote_box_center]Las mujeres realizan 3 de cada 4 horas de trabajo no pagado, en cambio, a los hombres les corresponden 2 de cada 3 horas de trabajo remunerado.[/quote_box_center]

Tanto en países adelantados como en desarrollo, la proporción de hombres es mucho mayor en artes y oficios, operaciones de planta y maquinaria, y ocupaciones legislativas y de dirección.

mujer_dinero_hombre[quote_box_center]En el mercado laboral formal y remunerado también persisten las desigualdades entre hombres y mujeres, que de entrada cobran un 19% menos que los varones.[/quote_box_center]

Más de la mitad de las empresas de toda la región no tienen a ninguna mujer ocupando un cargo directivo, y las que lo logran ganan un 53% menos que sus homólogos varones.

[quote_box_center]América Latina y el Caribe cuentan con la mayor proporción de trabajadores domésticos, un 37% del total mundial, en su mayoría mujeres.[/quote_box_center]

En esa línea, las mujeres de América Latina y el Caribe son las que más escaños ocupan en el mundo, aunque este hito represente un raquítico 27 % de los asientos parlamentarios, cerca de seis puntos por encima de la media global.

[quote_box_center]Otro de los desafíos de la región es el de reducir la diferencia salarial entre las etnias indígenas y el resto de la población, del 38% actualmente.[/quote_box_center]

La expansión de las tecnologías digitales en el mercado laboral caribeño y latinoamericano, será fundamental para crear oportunidades de empleo para todos los miembros de la sociedad.

Comenta con tu Facebook

commentarios