París, dic 9 (SF).- Un francés de 23 años que había partido a Siria a fines del 2013 fue identificado como el tercer kamikaze de la sala de conciertos del Bataclan, donde 90 personas murieron en los atentados del 13-N en París, informaron el miércoles varias fuentes.

Según una fuente del dossier, el yihadista, Fued Mohamed Aggad, originario de Estrasburgo (nordeste), había partido a Siria junto a su hermano y un grupo de amigos.

[quote_box_center]»Le Parisien» precisó que había ido con otros ocho amigos de ese barrio a Siria, que dos de ellos murieron allí, y que el resto salvo Foued Mohamed Aggad volvieron a Francia entre febrero y marzo de 2014, antes de ser detenidos por su escapada yihadista.[/quote_box_center]

De hecho, su hermano Karim se encuentra en prisión actualmente. Los investigadores creen que habían sido captado por Mourad Farès, conocido por reclutar yihadistas en Francia y arrestado en Turquía.

La vivienda de la madre fue objeto de un registro policial la pasada noche.

Fue la propia familia de Aggad la que llevó a la justicia hacia su pista. Tras la comparación de su ADN con el de varios miembros de su familia, fue formalmente identificado el fin de semana pasado, indicó una fuente cercana al caso.

[quote_box_center]Los tres hombres que irrumpieron en pleno concierto en el Bataclan el 13 de noviembre con sus kalachnikov abrieron fuego contra los espectadores y mataron a 90 personas, además de herir a más de dos centenares.[/quote_box_center]

Tras cometer la matanza, se hicieron saltar por los aires con los chalecos explosivos que llevaban.

samy-amimour-super-169

[quote_box_center]Uno de los asaltantes era Sami Amimour, nacido el 15 de octubre de 1987 en París, y de nacionalidad francesa. La justicia francesa había emitido una orden de arresto internacional contra Amimour por haber violado su control judicial al que estaba sometido por un viaje a Siria en septiembre de 2013.[/quote_box_center]omar-mostefai

[quote_box_center]El otro era Ismail Omar Mostefai, también francés nacido hace 29 años en Courcouronnes, al sureste de París, condenado por ocho delitos menores -entre ellos detención de estupefacientes- entre 2004 y 2010. Desde ese último año estaba fichado por los servicios secretos como posible radical islámico.[/quote_box_center]

Comenta con tu Facebook

commentarios