Santo Domingo, ago 13 (SF).- La Fiscalía de Santo Domingo obtiene la primera condena en el país por contaminación atmosférica y la segunda por contaminación sónica, luego de que el Primer Tribunal Colegiado sentenciara a tres años de prisión a los dueños de un taller de desabolladora y pintura a cielo abierto que operaba en la vía pública.

[quote_center]Juan Bautista Fernández Volquéz y Doganis Fernández Núñez, además de los tres años de prisión suspensiva, fueron condenados al pago del equivalente a 100 salarios mínimos a favor del Estado Dominicano, 600 mil pesos de indemnización a favor de los querellantes y al cierre definitivo del taller “Papa de la fibra”.[/quote_center]

El MP inició la investigación tras recibir la denuncia remitida por el Ayuntamiento de Santo Domingo Este, donde varias personas se quejaban por el olor a pintura, el ruido y la contaminación que emitía el taller que operaba frente a sus residencias.

La fiscal Titular de la provincia Santo Domingo, la magistrada Olga Diná Llaverías, explicó que esta sentencia sienta un precedente en el país en torno a los casos judiciales de contaminación atmosférica.

[quote_center]“Esta condena es un mensaje para las persona que con alguna acción estén contaminando o generando daño al medio ambiente, que sepan que enfrentaran la justicia y pagaran por cualquier delito ecológico” Aseguró Diná Llaverías.[/quote_center]

Juan Bautista Fernández Volquéz y Doganis Fernández Núñez están acusados de violar los artículos 44, 66 ,67 de la constitución de la República Dominicana.

Además, los artículos 5, 85, 115, 174, 175 numerales 1, 5, y 6 de la ley 64-00 sobre Medio Ambiente y Recursos Naturales.
De igual manera, violaron los artículos 29, 51, 53 y 59 de la Ley General de Salud y los artículos 2, 5 y 6 de La Ley 287-04 sobre Prevención, Supresión y Limitación de Ruidos Nocivos y Molestos que producen contaminación sonora.

Comenta con tu Facebook

commentarios