Agencias, mayo 6, (SF).- La competidora republicana a la presidencia de los Estados Unidos para el 2016, Hillary Clinton, se mostró a favor de la creación de una vía para que los 11 millones de indocumentados en el país accedan a la ciudadanía estadounidense, una propuesta que no ha sido apoyada por ningún candidato republicano.

Pidió “una vía completa e igualitaria a la ciudadanía” durante una visita al estado de Nevada, donde mantuvo una reunión con estudiantes del Rancho Hich School.

En este centro escolar, siete de cada diez estudiantes son hispanos. Además, Nevada ya había demostrado en el 2008 su preferencia a Clinton por encima de Barack Obama al entregarle dos de cada tres votos hispanos.

“Ninguno de los candidatos apoya algo así, ninguno”, comentó Clinton durante su visita a dicho colegio.

Para ella, la reforma del sistema de inmigración es necesaria y representa la apuesta correcta para la economía. Al dar paso a los indocumentados, Clinton reconoce que son “soñadores” en algo más que el nombre.

“Haré todo lo posible para lograr una reforma migratoria y crear una vía para la ciudadanía para vosotros y vuestras familias”, comentó.

Clinton usó en Nevada el mismo método que empleó en Iowa: una mesa redonda con ciudadanos que explican los efectos de las políticas estadounidenses en la calle.

La candidata abrió este martes una amplia distancia de sus competidores republicanos por la presidencia.

Comenta con tu Facebook

commentarios