Washington, dic 26 (SF).- El presidente saliente de Estados Unidos, Barack Obama, afirmó que habría sido reelegido para un tercer mandato si hubiese podido presentarse en las últimas elecciones. Sostuvo que el país apoya su visión política, pese a la derrota de su candidata, Hillary Clinton, a manos del republicano Donald Trump.

“Tengo la confianza de que si hubiese competido y articulado (la campaña), habría podido movilizar a la mayoría del pueblo americano”, declaró el mandatario, quien no podía volver a postularse por el límite constitucional de dos mandatos, en declaraciones al programa The Axe Files, producido por CNN y la Universidad de Chicago. En ese sentido, la candidata demócrata sí logro imponerse en el voto popular por cerca de tres millones de votos, pero el empresario inmobiliario consiguió vencer en los estados clave para ganar en el Colegio Electoral.

Obama, quien entregará a Trump el cargo el próximo 20 de enero, opinó que durante su presidencia “la cultura cambió” y la nueva generación es “más inteligente, más tolerante, innovadora” y menos discriminadora. Sin embargo, agregó que esos cambios “no siempre se manifiestan en la política”.

En esa línea, el líder demócrata defendió los logros de su gestión, que fueron cuestionados por la sorpresiva derrota. “Tras las elecciones y la victoria de Trump, muchos insinuaron que, en cierta forma, no era más que un sueño. Pero la cultura ha cambiado y la mayoría adhiere a la noción de un EEUU tolerante, diverso, abierto y lleno de energía y de dinamismo”, explicó Obama. Además, lamentó que “no haya una buena distribución de la población” de electores demócratas, con “un millón de votos desperdiciados en Brooklyn”.

En la entrevista, Obama también realizó una autocrítica sobre la campaña e insinuó que Clinton no se dirigió lo suficiente al sector del electorado que no ha visto suficientes frutos de la recuperación económica después de haber padecido la peor recesión del país en más de 70 años. “No estuvimos sobre el terreno transmitiendo, además de los aspectos de la política pura y dura, que nos preocupamos por estas comunidades, que estamos sangrando para estas comunidades”, dijo.

“Si crees que vas ganando, tienes la tendencia a jugar conservador, igual que en los deportes”, dijo el gobernante, aludiendo a la constante posición vencedora que arrojaban los sondeos. No obstante, alabó el desempeño de Clinton en el proceso electoral pese a las “difíciles circunstancias” a las que se enfrentó.

El dirigente anunció que, a corto pazo, tras su marcha de la Casa Blanca el próximo 20 de enero, sus intenciones son “dormir, llevar a su mujer de vacaciones” y satisfacer sus “ganas de escribir”.

“Necesito estar tranquilo un tiempo. No quiero decir políticamente, sino interiormente. (…) Hay que sincronizar con uno mismo y absorber lo que ha pasado antes de tomar buenas decisiones”, explicó.

Pero por ahora no se plantea implicarse en la política cotidiana, lo que “inhibiría el desarrollo de nuevas voces”. “Sigo siendo un ciudadano, lo que implica derechos y obligaciones”, afirmó el mandatario, sin descartar la posibilidad de intervenir en caso de “problemas sobre los fundamentos de nuestra democracia”.

Comenta con tu Facebook

commentarios